Desfile DIOR Haute Couture Primavera – Verano 2018

El blanco y negro inunda la pasarela. Espectaculares tules cubren los cuerpos de las modelos que desfilan a buen ritmo sobre un suelo que recuerda a un tablero de ajedrez. Colgando del techo, partes del cuerpo humano que casan en perfecta harmonía con la estética de los vestidos.

Aunque impera el binomio Black&White se asoman tonos tierra, verdes y rojos que rompen la monotonía. Las eclécticas “gafas” que lucen las modelos no dejan indiferente y dan protagonismo a los eyeliners imposibles. El pelo perfectamente pulido y recogido en una coleta baja permite apreciar el tatuaje alrededor del cuello de alguna de las modelos.

Con estas pinceladas en mente es momento de darle al “play” y sumergirse en la belleza de estas pequeñas obras de arte. ¡Que lo disfrutes!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s